De esta forma, la vicepresidente se refirió a la demora en la resolución del pedido. Antes, el Procurador interino Eduardo Casal dictaminó que “no es competencia originaria” del máximo tribunal tratar “la validez legal” de sesiones no presenciales del Senado.

La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner reprochó ayer que “cuando la Corte Suprema de Justicia de la Nación quiere tratar y resolver un asunto, lo hace independientemente de cualquier legislación y jurisprudencia”, en referencia a la demora del máximo tribunal en la resolución del pedido de constitucionalidad sobre una eventual sesión no presencial del Senado, en el marco de la pandemia por coronavirus.

A través de su cuenta de Twitter, la titular del Senado afirmó: “Imperdible hilo de tuits en el que Graciana Peñafort, Directora de Asuntos Jurídicos del Senado de la Nación, explica que cuando la Corte Suprema de Justicia de la Nación quiere tratar y resolver un asunto, lo hace… independientemente de cualquier legislación y jurisprudencia”.

Y agregó: “Como viste en los casos Fayt y Bussi, cuando la Corte Suprema tiene la voluntad de ‘proteger y garantizar derechos’, hay caso. Claro que siempre es bueno analizar qué derechos son los que quieren proteger y garantizar”, en referencia a los casos jurídicos del fallecido juez de la Corte, Carlos Fayt, y del represor y ex gobernador de Tucumán, Domingo Bussi.

Más temprano, el procurador interino Eduardo Casal dictaminó que “no es competencia originaria” de la Corte tratar “la validez legal” de sesiones del Senado por videoconferencia.